Crónica de una paranoia anunciada

El pasado mes de abril de 2009 surgió entre la población mexicana y mundial una noticia que paralizó al mundo: La influenza porcina.

Por aproximadamente dos semanas, en México no se podía salir a la calle, las escuelas estaban cerradas, las guarderías, muchas fábricas y centros de trabajo también. Incluso, por disposición oficial, ni siquiera pudimos asistir a la iglesia.

La economía descendió aún más y nos vimos inmersos en un bombardeo de información a través de la televisión, la radio e incluso el internet.

La gente se asustó y el país, por lo menos nuestro México, prácticamente se detuvo en el tiempo.

Con el paso de los días nos fuimos dando cuenta, con terror de cómo el resto del mundo participaba de esta gran catástrofe mundial donde los únicos beneficiados fueron los que se encargan de producir “cubre bocas”, ya que eran los únicos que tenían trabajo al por mayor.

No quiero ahondar en las implicaciones políticas y económicas de esta “supuesta” pandemia. Lo que sí me interesa recalcar es que estas dos semanas de abril y mayo de 2009 nos sirvieron para darnos cuenta el poder de influencia que tienen los medios masivos de comunicación para generar una alarma en la población.

Durante este tiempo, no se habló de otra cosa en los medios más que de la influenza, la forma de prevenirla y el número de muertos que, risiblemente era sustancialmente bajo. Indudablemente aparecerían las elecciones del mes de julio y los candidatos de los diversos partidos no hicieron más que aprovechar la “contingencia sanitaria” para ganar adeptos en las votaciones del mes siguiente.

Pero pasaron las dos semanas, las clases regresaron, los trabajos e incluso se tuvo que hacer un esfuerzo sobrehumano para que los turistas regresaran a México durante el verano. Pasaron también las elecciones y en las noticias, no hubo día que no se hablara de la influenza aunque fuese un poquito.

Ahora, al comenzar las lluvias y algo de frío se rumora que volverá la influenza. Quisiera mencionar que la influenza siempre ha estado presente en los meses de invierno. Que cientos de personas, desgraciadamente pierden la vida por distintas complicaciones respiratorias durante estos meses y que, tristemente, NO encabezan ningún titular.

Las recomendaciones siempre han sido las mismas: Lavarse las manos, cuidar la salud, acudir al médico ante cualquier eventualidad y las precauciones deben ser las mismas. No estoy en contra de todas las medidas de prevención (yo mismo soy partidario de prevenir cualquier enfermedad), de lo que sí estoy en contra es de darle tanta importancia a una serie de noticias amarillistas que lo único que buscan es ganar audiencia aunque sea a costa de alarmar exageradamente a la población.

Alguien dijo hace tiempo, “nos han mostrado baleados, atropellados, decapitados…¿Dónde está un muerto por influenza?. Nunca nos lo han mostrado”. Lo importante es ser consciente que este tipo de medios pretenden vendernos una realidad que, muchas veces es irreal.

¡Cuánta gente muere en el mundo por la malaria, por el alcohol, el tabaco, la diarrea, la desnutrición, la pobreza extrema y NO encabezan la noticia del día!

Seamos inteligentes al momento de observar la noticia, y recordemos que detrás de todo eso, nos espera un futuro mejor.

No te puedes perder: Lc 21:10,11 y Apocalipsis 21:4

Anuncios

2 comentarios to “Crónica de una paranoia anunciada”

  1. Muuuy interesante!!! Gracias por la info.. Dtb!

  2. En resumidas cuentas cada quien oye lo que le interesa. Si hablas con un ingeniero y tu eres economista; puede hablar de cosas muy interesantes, pero a ti no te interesa, no porque en su conversación no tenga nada de importancia, es simplemente porque lo que dice no es de tu gusto. Pero si entre la charle te habla de las próximas inversiones que va hacer en el extranjero, oh como esta invirtiendo su dinero en el país y cuantas son las entradas por día mes y año, seguro que tendrán toda una noche y días para hablar respecto al tema. Cada quien oye lo que le interesa. En los hogares a los esposos no les es de su agrado saber de los procedimientos en la comida, si a la esposa se le quemó los dedos oh no, si se le quemó la comida oh no. Pero cuando ella habla de cómo usa el dinero en las cosas del hogar, escuela, casa, etc. puede generar una buena platica incluso pueden llegar a discutir, porque cada quien oye lo que le interesa. En los medios de comunicación se aplica de la misma forma, cada quien informa lo que le interesa, aunque esa información tenga la finalidad de vulnerar las mentes, mover conciencias, manipular emociones, generar preguntas, poner a la ciudad en una situación caótica. La información esta abierta para que cada quien oiga lo que le interesa. Así como el economista oye lo que le interesa, no que no haya nada importante, pero el selecciona lo que le interesa. Así como el esposo que selecciona el mensaje que quiere oír. Es precisamente donde la comunidad cristiana debe de prender sus entenas espirituales para ver que es lo que la biblia dice al respecto. Usar sus mentes, hacer conciencia de cada acto, hacerse preguntas: ¿si viniera hoy Dios, ¿ estaría listo para irme con el? Cada quien comunica lo que le interesa, y cada quien oye lo que le interesa. ¿Que dice la biblia el respecto¿ “porque se levantara nación contra nación, y reino contra reino; y abra pestes, y hambres, y terremotos en diferentes lugares. Todo esto será principio de dolores”. (Mateo 24: 6-7) Cada quien oiga lo que le conviene oír. Todo esto es característico de la segunda venida de nuestro señor Jesucristo. ¿Estas listo para ir con el? Cada quien informa lo que le interesa, pero cada quien oye lo que le interesa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: