Archivo para Coca-cola

El evangelismo de la Coca-cola

Posted in Churchal with tags , , , , , on 25 septiembre 2009 by nutricionespiritual

Hace unos años le comenté a mi mamá este concepto que hoy quiero compartir en este espacio. ¿Qué nos hace falta para hacer evangelismo como la coca-cola?

Antes de que cierres este blog o te ofendas por el contenido, quiero explicar mi concepto. Vivo en México, el segundo país más consumidor de Coca-cola en el mundo sólo rebasado por Estados Unidos. He visitado pueblos y comunidades de este país y puedo decir que he visto lugares donde no hay una escuela, no hay una iglesia, la mayor parte de los habitantes no saben leer ni escribir, pero siempre, absolutamente siempre, hay una tienda, una casa o algún lugar donde se pueda comprar una “coca”.

“Coca-Cola es el fabricante y distribuidor de bebidas no alcohólicas más grande del mundo. De los 50,000 millones de bebidas de todo tipo que se consumen a diario, más de 1,300 millones pertenecen a Coca-Cola (sean marcas propias o licencias)”1.

Mi cuestionamiento surge a raíz de la lectura de Hechos 1:8: “Pero cuando venga el Espíritu Santo sobre ustedes, recibirán poder y serán mis testigos tanto en Jerusalén como en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra” (NVI). ¿Qué nos falta para llegar hasta los confines de la tierra?

Indudablemente podemos responder que la venida del Espíritu Santo, pero como nosotros no podemos hacer la obra del Espíritu Santo, esta reflexión se basa en lo que podemos hacer como iglesia.

Antes que nada, quiero partir del hecho que Dios no nos llamó para quedarnos sentados en los cómodos cultos de nuestros templos sino para alcanzar un mundo que, bajo la idea funesta de “no mundanalizarnos” ni siquiera conocemos (Ver Mateo 28:18-20, Juan 17:15, Hechos 2:1-11).

Y es así, como después de hacer algunas investigaciones con respecto al mecanismo de mercadotecnia de la Coca-cola he llegado a la conclusión que, o ellos leyeron la Biblia para cimentar su estrategia de mercado (lo cual veo muy poco probable), o nosotros como iglesia estamos faltos de leerla (lo cual es mucho más probable, pero queda en la consciencia personal).

He aquí algunas de mis conclusiones:

  1. El marketing de Coca-cola se basa en la identificación con la gente: Todos los anuncios publicitarios de esta empresa llegan al corazón de la gente. La familia, los amigos, compartir, amar y tomar decisiones son sus conceptos más recurrentes. Es muy interesante observar que durante el ministerio de Jesús en esta tierra estos mismos temas preocupaban al Salvador. Cristo se tomaba el tiempo para comer con las personas que necesitaban de Él, se identificaba con ellos y sus necesidades particulares (Lucas 4:18, Juan 2:1-12).
  2. Ofrecen una gama de opciones a los consumidores: Así como una sola empresa nos ofrece un refresco de cola, uno de naranja, otro de toronja, de manzana, jugos e incluso agua natural, Dios, a través del Espíritu Santo nos ofrece distintas opciones al servicio de la iglesia para el engrandecimiento del cuerpo de Cristo, con la intención de servir mejor y alcanzar el mundo en que vivimos (Efesios 4:11-12) y no por eso la “Fanta” se siente más importante que el agua “Ciel” o la “Coca Zero” mejor que la “Coca regular” porque todos son parte de una misma familia con una sola finalidad(Romanos 12:4-8).
  3. Compromiso con la sociedad: Jesús tenía un compromiso con su sociedad: Sanaba enfermos, alimentaba multitudes, resucitaba muertos, educaba pescadores, convertía el agua en vino y muchas cosas más porque formaba parte de una comunidad. Es difícil encontrar a Jesús recluido en el templo sin pensar en las necesidades de la sociedad en la cual vivía (Lucas 4:40-41, 7:34, Juan 21:25) ¿Sabías que…?
    1. La empresa de la que venimos hablando el año pasado destinó más de $76 millones a programas sociales que beneficiaron a 3.6 millones de mexicanos.
    2. En coordinación con la Comisión para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas, Coca-Cola ha logrado que miles de niños indígenas reciban diariamente alimentación, hospedaje, educación y atención médica en albergues escolares construidos o rehabilitados por la empresa.
    3. De la mano de la SEP, la compañía edifica escuelas para apoyar la educación de los niños que viven en las zonas más necesitadas.
  4. Calidad: Es aquí donde entra el asunto de ser diferentes. Estamos en el mundo, necesitamos conocer al mundo, pero NO SOMOS del mundo. Si esta empresa se preocupa por alcanzar los estándares más altos de calidad que hay en el mundo, la iglesia remanente se debe preocupar por alcanzar el más alto y mejor estándar de calidad: Jesucristo. (Romanos 12:2, Efesios 4:13-14, Filipenses 4:8, 1 Juan 2:15-17).
  5. Adaptabilidad: Esta es, quizá, una de las características más difíciles de conseguir por la iglesia. Presumimos el hecho de que nuestra iglesia no es litúrgica pero hacemos lo mismo, en el mismo orden en cada servicio. Nos sentamos donde mismo, cantamos los mismos cantos e incluso damos la misma ofrenda cada reunión. El problema se da cuando alguien decide que quiere hacer algo de forma diferente: Lo cuestionamos, pensamos que trata de formar división y lo marginamos. Necesitamos entender lo que el apóstol Pablo quiso decir en 1 Corintios 9:19-23 con respecto al hecho de adaptarnos a cada persona con el fin de presentarle a Cristo. No hablo re rebajar las normas, ni rebajar a Dios, hablo de adaptarnos a las necesidades de cada creyente con el fin de mostrarle al Hijo de Dios.
  6. Liderazgo: La empresa cimenta su filosofía de liderazgo en la “inteligencia emocional”. Término difundido mundialmente por el psicólogo, filósofo y periodista Daniel Goleman y acuñado por dos psicólogos de la Universidad de Yale (Peter Salovey y John Mayer), el cual se define como “la capacidad de sentir, entender, controlar y modificar estados anímicos propios y ajenos”2.

Aunque no compartamos todo el concepto de la inteligencia emocional, alguien me enseñó en una ocasión que lo más parecido a esto, tomando la Biblia como marco de referencia es  “sabiduría” (término más correcto y concreto), asunto indispensable para regir nuestro liderazgo. Dios nos ha llamado a ser cabeza y no cola a través del servicio abnegado a la iglesia y a la sociedad en que vivimos para que verdaderamente puedan conocer a nuestro Salvador. (Proverbios 1:7 RV60, Deuteronomio 28:13, Mateo 20:25-27)

Sólo me queda una reflexión más: Si esta empresa “mundana” (como la llamarían algunos) ha logrado alcanzar prácticamente todo el mundo con su mensaje poco saludable, ¿Por qué nosotros que tenemos la verdad más maravillosa no hemos podido hacerlo?

Permitamos que venga sobre nosotros el Espíritu Santo y hagamos la parte que nos toca (Hechos 1:8).

  1. http://www.altonivel.com.mx/notas/10867-Coca-Cola,-mercadotecnia-con-chispa
  2. http://www.inteligencia-emocional.org/preguntas_frecuentes/index.htm

Anuncios